Una educación musical en la primera infancia sirve para dar una base preparatoria para hacer que los niños estén listos para expresarse musicalmente.